El Club Waterpolo Algeciras ha cerrado este domingo la fase de ascenso a Segunda Nacional con una victoria intrascendente por 18-17 frente al Urbat Ike de Éibar en la piscina del Pabellón Ciudad de Algeciras-Doctor Juan Carlos Mateo.

Los chicos de Ramón Rosell, que acudieron a los dos últimos partidos de esta fase sin opciones, cayeron derrotados en la mañana de ayer frente al Colegio Brains de Madrid por 5-10, a la postre equipo que ha logrado el ascenso, y en el último choque de la temporada han vencido en los penaltis al Urbat Ike por 18-17 en un ajustado partido que se decidió en los lanzamientos fatídicos.

Sensación agridulce en el bloque algecireño por no haber conseguido el ansiado ascenso pero con la ilusión por repetir presencia en esta fase final la próxima temporada.