El Algeciras golea a la Balona (0-4) y asalta el Municipal de La Línea

Recital ofensivo de los de Ania que suman su primer triunfo del curso
Momento previo al 0-2. / FOTO: DAM

FICHA TÉCNICA:

REAL BALOMPÉDICA LINENSE (0): Nacho Miras; Víctor Mena (m.85, Lavela), Jesús Muñoz, Fran Morante, Loren, Masllorens (m.46, Borja López), Coulibaly (m.60, Chironi), Cham (m.46, Bandaogo), Josué Dorrio (m.60, Leandro Martínez), Koroma y Gerard Oliva.

ALGECIRAS CLUB DE FÚTBOL (4): Iván Crespo; Tomás Sánchez, Mariano, Robin Lafarge, Víctor López (m.79, Morilla), Villapalos, Iván Turrillo (m.70, Duarte), Almenara, Leiva (m.70, Alcázar), Álvaro Romero (m.61, Borja Fernández) y Roni (m.79, Peris).

ÁRBITRO: Domínguez Cervantes, de Málaga. Amonestó por parte local a Masllorens (36’), Morante (90’) y Gerard Oliva (90′) y por parte visitante a Villapalos (10’), Lafarge (71’) y Almenara (79’).

GOLES: 0-1 (m.3, Roni); 0-2 (m.23, Álvaro Romero); 0-3 (m.55, Álvaro Romero); 0-4 (m.83, Morilla).

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la cuarta jornada del Grupo 2 de Primera RFEF disputado en el Municipal de La Línea ante unos 4.000 espectadores.

CRÓNICA: Goleada de escándalo del Algeciras que se ha impuesto por 0 a 4 a la Balona en un auténtico vendaval ofensivo a su eterno rival sumando así el primer triunfo de la temporada logrando levantarse así de la debacle en Cornellá.

El partido no pudo arrancar de mejor manera para los intereses del conjunto algecirista que en su primer acercamiento sobre la portería rival logró adelantarse en el marcador.

Corría el minuto 4 de partido cuando Leiva robó una mala entrega de la zaga local para habilitar a Roni que superó por encima a Nacho Miras en su salida. La locura en el sector de hinchas desplazados desde La Menacha y que disfrutaban con su equipo por delante en el marcador.

La Balona intentó reaccionar al tempranero tanto de los de Ania pero sin mucha claridad en los metros finales. Un tímido disparo de Coulibaly desde la frontal en el 21 fue el primer aviso de los blanquinegros sobre los tres palos.

La efectividad se volvió en este Clásico del lado de un Algeciras que cada vez que pisaba el área rival hacía mucho daño. Y volvió a repetirlo a los 23 de juego tras superar en velocidad a Loren por línea de fondo y cediendo a Álvaro Romero que reventó la pelota tras una serie de rechaces en el área pequeña.

0-2 y felicidad a raudales en el bando rojiblanco que casi, casi no se creía lo que estaba sucediendo en casa de su eterno rival. El segundo gol hizo mella en los balonos que no estaban cómodos y que acusaron en exceso la baja de última hora de Antoñito y que se quedó fuera de la convocatoria y que, más allá de un cabezazo por encima del larguero de Cham en puertas del descanso no inquietó más la portería de Iván Crespo.

Con mucho todavía por delante, Romerito tras el paso por los vestuarios el partido trató de mover el banquillo pero sin lograr el resultado esperado. Y encima, la herida se ahondó para los de casa con el tercero que anotó Álvaro Romero en el 55’ rematando en semi-escorzo un rechace bajo palos y que amplió la diferencia en el marcador.

Ahí murió el partido. La Balona se quedó muy tocada en lo anímico y los albirrojos empezaron a jugar a su antojo con los tiempos del partido en una recta final de partido en la que a medida que avanzaba se convertía en una tortura para los de Romerito. Para más inri cuando cayó el cuarto de la tarde que hizo Pelayo Morilla a los 83 de juego recogiendo otro balón suelto en el área pequeña para dar la puntilla a su eterno rival.

Los últimos instantes de juego fueron un suplicio para la Balona que casi pedía de forma anticipada el final de un partido que se convierte en histórico para un Algeciras que da un golpe de timón importante en la liga tras sumar su primer triunfo del curso.

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Noticias con rigor
LINARES 0 ALGECIRAS 3
publicidad