Punto a base de pico y pala (0-0)

El Algeciras iguala ante el Castellón y suma ya ocho partidos sin perder
Un momento del partido. / FOTO: DAM

FICHA TÉCNICA:

ALGECIRAS C.F. (0): Iván Crespo, Mariano Gómez, Álvaro Alcázar, Robin Lafarge, Tomás, Iván Turrillo (m.83, Duarte), Borja Fernández, Víctor López (m.78, Peris), Álvaro Leiva, Álvaro Romero (m.90, Campaña) y Roni.

C.D. CASTELLÓN (0): Álvaro Campos, Dani Torres, César Díaz (m.46, Kandoussi), Esquerdo (m.68, Koke), Yac, Kevin, Salva, Mario Barco (m.47, Ortuño), Koné, Moyano y Carles (m.82, Borja Martínez).

ÁRBITRO: Mateo Busquets Ferrer, del colegio balear. Amonestó a los jugadores locales Álvaro Romero (29′), Tomás (51′) y a los visitantes Carles (32′), Mario Barco (43′), Ortuño (51′), Kevin (80′) y Kandoussi (90+3′). Expulsó por parte local a Roni en el minuto 73 por doble amonestación y a Koné en el minuto 86 por el mismo motivo.

SIN GOLES.

INCIDENCIAS: Undécima jornada de Liga en el estadio Nuevo Mirador. 6.000 espectadores.

CRÓNICA: Buen punto del Algeciras que suma ya ocho semanas sin perder tras igualar sin goles frente al Castellón en un partido de poder a poder y que mantiene a los albirrojos en la parte alta de la clasificación.

El partido fue muy táctico desde el principio del mismo con pocas ocasiones y suma igualdad entre uno y otro. No fue hasta el minuto 20 cuando donde la alternancia en el césped se tornó en un posible penalti no señalado sobre Álvaro Romero que empezó a calentar al respetable que ya venía calentito desde la previa con el nombramiento del balear Busquets Ferrer como colegiado del mismo.

Cuatro más tarde llegó la más positiva para los intereses algeciristas con un disparo de Álvaro Romero que acabó en córner desde media distancia. El partido empezó a tornarse en un ambiente de más tensión que fútbol y prueba de ello fueron las tres amarillas que el árbitro mostró en la recta final de un primer tiempo que no dejó tiempo para grandes alardes de fútbol.

En la reanudación la cosa siguió por los mismos derroteros. Al menos durante el primer tramo. Amarillas por doquier para los dos equipos y juego, lo que se dice juego, más bien poco. No fue hasta el 60 cuando el equipo de Iván Ania pudo adelantarse en el marcador con un disparo a quemarropa de Leiva que salvó Álvaro Campos.

Ahí fue el momento en el que los albirrojos intentaron echarse más encima de su rival hasta que de nuevo apareció el protagonista del choque. Busquets Ferrer. El balear, que parecía rememorar lo sucedido en Almendralejo aquel 22 de mayo, se encargó de caldear el final del partido expulsando a Roni en el minuto 73 por doble amonestación tras un salto con un contrario y dejando al Algeciras sin delanteros para jugar en Madrid la semana que viene.

La cosa no quedó ahí. Porque poco más tarde, en el 80, una falta lejana la prolongó Mariano en posible fuera de juego e Iván cabeceó a gol el 1-0 que fue invalidado por el asistente que acto seguido vio como Koné golpeaba con el codo a Romero y acababa el partido en la ducha antes de tiempo igualando las fuerzas sobre el césped.

Los albirrojos, que parecían jugar mejor con diez que con once bajo el amparo de su afición, trataron de poner todo en el partido para sumar la victoria pero el gol se resistió y el 0-0 provoca que los de Ania estén quintos en la clasificación tras un partido de mucho pico y pala.

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Noticias con rigor
CASTILLA 2 ALGECIRAS 0
publicidad