La pegada del Albacete dilapida al Algeciras en el Belmonte (3-1)

Los albirrojos conceden mucho atrás ante un líder que no perdona en el área

FICHA TÉCNICA:

ALBACETE BALOMPIÉ (3): Bernabé; Djetei (m.90, Luis Roldán) , Nando (m.56, Arasa), Boyomo, Fran Álvarez, Manu Fuster, Jordi Sánchez, Julio Alonso (m.86, Marc Llinares), Johannesson, Rubén Martínez (m.90, Emi Gómez) y Pau Resta (m.56, Del Pozo).

ALGECIRAS CLUB DE FÚTBOL (1): Iván Crespo; Víctor López, Robin, Mariano, Tomás; Leiva (m.76, Duarte), Iván Turrillo (m.86, Campaña), Pepe Mena (m.76, Borja Fernández), Álvaro Romero, Ferni; Roni.

ÁRBITRO: Martínez Montalbán, de Murcia. Amonestó por parte local a y por parte visitante a  Mariano (15’), Ferni (60’), Pepe Mena (65’).

GOLES: 1-0 (m.4, Jordi Sánchez); 2-0 (m.21, Jordi Sánchez); 2-1 (m.25, Leiva); 3-1 (m.68, Manu Fuster).

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la 17º jornada del Grupo 2 de Primera RFEF disputado en el Carlos Belmonte ante unos 5.000 espectadores.

CRÓNICA: El Algeciras ha dicho adiós al 2021 con una derrota por 3 goles a 1 frente al Albacete Balompié que ha demostrado el porqué de que unos están arriba en la clasificación y otros instalados en la zona media.

No tardó ni cuatro minutos en encajar el primer gol el cuadro de Iván Ania después de que Jordi Sánchez aprovechase una buena jugada colectiva ante la pasividad de la defensa y poniendo por delante a los suyos.

La salida de los albirrojos al césped del Carlos Belmonte fue horrenda. El equipo parecía que se había olvidado de jugar al fútbol durante los primeros minutos y ante ese panorama cayó el segundo obra de nuevo de Jordi Sánchez tras una transición rápida después de que Álvaro Romero perdiese una pelota en el centro del campo.

Apenas habían pasado 21 minutos de partido y el Algeciras caía ante el líder por 2-0. Complicado reto el que se antojaba por delante pero donde a pesar de ello los rojiblancos, hoy de azul, quisieron enmendar. Leiva metió pronto a los suyos en el partido, apenas cuatro más tarde remachando a la red una dejada de Álvaro Romero dentro del área.

Ahí, como si por arte de magia se tratase, cambió el partido. Los de Ania se adueñaron de la pelota y, a excepción de un intento a balón parado de Iván Turrillo, pedían a gritos el descanso para corregir las imprecisiones atrás y salir de vestuarios con otro aire.

Dicho y hecho. La reanudación dejó un Algeciras mucho más entero sobre la hierba y que tuvo minutos en los que asedió a su rival hasta la extenuación. Primero con un disparo de Pepe Mena en el 50’ donde se pidió penalti por unas posibles manos dentro del área y cinco después con un disparo de Mariano desde más de treinta metros que Bernabé tuvo que despejar a córner.

No existía el equipo manchego porque los albirrojos se encargaron de empequeñecerlo con constantes llegadas al área. En el 63’ llegó posiblemente la más clara después de un centro de Tomás que Boyomo despejó sobre su propia portería y el balón salió rozando el poste. Y claro, si perdonas tanto en este tipo de escenarios, se paga muy caro.

Así fue. Apenas cinco minutos después otra pérdida en el centro del campo propició otro rápido contragolpe del ‘Alba’ que Manu Fuster se encargó de materializar para romper con las ilusiones de los de La Menacha.

No hubo más que rascar. La pegada decantó un duelo en el que el Algeciras entró tarde en el mismo y cuando quiso darse cuenta de lo que tenía entre manos, ya era tarde. Carpetazo a un 2021 histórico para el algecirismo y que deja al equipo en la novena posición de la tabla.

Comparte este artículo

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram