El centrocampista Alejandro Rodríguez Marrero “Pipo” ha dejado de pertenecer al Algeciras tras el acuerdo alcanzado con la directiva albirroja para rescindir su contrato al no contar con ficha federativa por motivos deportivos. Su licencia fue ocupada por el también mediocampista Lara.

“Algeciras es como mi casa, hacia tiempo que no me sentía tan feliz en un sitio”, señala Pipo, que se marcha sin rencor hacia nadie. “Es fútbol, vamos y venimos. No puedo ocultar que dejo algo más amigos, dejo una familia y sólo puedo decir que siempre seré un algecirista más. Esta ciudad ha sido como otra Canarias para mí, el trato, la gente, todo lo vivido…Siempre os llevaré en el corazón, siempre seré un algecireño más”, añade.

De momento nada ha trascendido del destino de Pipo, quien entre hoy y mañana abandonará definitivamente Algeciras tras despedirse de sus compañeros.